Blog

¡Por favor, señores joyeros, dejen que los gemólogos tasadores hagan su trabajo!

Nos ha pasado muchas veces el que algún cliente venga a nuestro laboratorio, generalmente recomendado por algún joyero o que ha buscado por Internet y por proximidad ha venido a vernos para consultar la forma o método de como se hace una tasación de joyas. Generalmente la gente busca confianza para dejar la pieza y asi no tener que pensar si me la han cambiado o no.

Es importante tener el instrumental gemológico delante del cliente en el momento de valorar su joya.

Por eso lo primero que decimos es que trabajamos con el cliente delante si asi lo desea o que después de haber comprobado las piezas delante del mismo les hacemos una foto general y se la firmamos como que recibimos estas piezas para su valoración. Esto genera confianza en el cliente. De eso se trata, de que el cliente vaya a una joyería o en este caso a nuestro laboratorio y tenga la absoluta confianza de que sus piezas van a ser cuidadas y bien tratadas, en la joyería para hacerle el trabajo de compostura o en nuestro laboratorio  al estudiarlas para hacer nuestro trabajo de tasación.

Pulsera de dos filas de diamantes engastados con garras y el motivo principal son cinco rosetones de diamantes.

Normalmente y lo digo con conocimiento de causa, los clientes que vienen por primera vez a hacer una tasación, aunque vengan recomendados, piensan que voy a mirar la pieza por encima con una lupa y automáticamente les voy a dar el valor. Sí, eso es lo que mucha gente piensa, porque así se lo han  hecho ver en muchas joyerías, y no estoy recriminando al joyero, no, lo que nosotros hacemos es una tasación como pensamos y sabemos que se debe hacer.

Primero la primera impresión es saber si es de oro o metal noble o no, porque si no lo es, no valoramos la bisuteria. Siempre hacemos pruebas con los ácidos y la piedra de toque. Una vez tener claro de que metal está hecha, se limpia con ultrasonidos y después se pesa, se comprueban y fotografían los punzones y la pieza entera; comprobamos las piedras, en el caso de los diamantes los medimos para averiguar por su talla y medida lo que pesan, después la apreciación con luz blanca adecuada, para determinar el color y por último, su pureza con lupa 10x o con microscopio para adelantar.

Todos estos datos se introducen en una hoja de cálculo junto con los valores correspondientes de metales o precios de piedras así como las hechuras, los engastados y los baños. A este montante se le añaden los márgenes comerciales correspondientes y los impuestos, con lo que conseguimos una cifra que generalmente se corresponde con la realidad. Sabemos que no todos tienen los mismos márgenes y que luego cada uno presenta su estrategia para vender: descuentos, liquidaciones, ofertas, semana fantástica, etc.

Informe y valoracion de esta pulsera de cinco rosetones de diamantes.

En este caso concreto  le hicimos el trabajo a un cliente que vino expresamente de otra ciudad para valorar la joya que os muestro en las fotos. Nuestro valor para esa pieza es de unos 23.000,00 euros, a lo que la señora puso el grito en el cielo, ya que estaba absolutamente convencida de que la pieza valdría unos 240.000,00 euros. No pude contener mi asombro. Le demostramos una y otra vez que estaba equivocada. Pero no, no fue suficiente la señora estaba absolutamente convencida de que era ese su valor, por lo que le manifesté que me estaba ofendiendo y ponía en duda nuestro trabajo y  nuestra experiencia.

La señora nos indicó que a su padre, que ya ha fallecido, se la había hecho un joyero muy importante y que esos diamantes eran muy puros y muy difíciles de conseguir y que ese era el valor que le dicen que aproximadamente vale en la actualidad. Estamos hablando de una pulsera de buena hechura y engastado, con 40 g. de oro de 18 ktes, 5 diamantes de talla brillante moderna 0,52 a 0,56 ct. de peso  cada uno,  Wesselton H y VS2 de pureza y un lote de 126 diamantes de talla brillante con un total aproximado de 7,50 ct.  con colores H, I y purezas de VS- SI 1- SI 2 – P1,  como se puede comprobar por las fotos, que por precaución siempre hacemos a las piedras, (por lo que pueda pasar).

Micrografía de uno de los diamantes del centro del rosetón, y mapa de inclusiones del mismo que ilustramos en el informe y valoración.

Micrografía de uno de los diamantes del centro del rosetón, y mapa de inclusiones del mismo. Mapa que ilustramos en el informe y valoración. Como se puede comprobar no es puro (IF) como afirma el cliente, sino VS2.

Alabo  y aplaudo la confianza que el joyero  ha generado en su cliente, pero, si su misión no es la de valorar, por favor dejen a los gemólogos tasadores que hagan su trabajo sin interferencias.

Manuel Llopis es Gemólogo, Especialista en Diamante y Piedras Sintéticas Modernas, por la Universidad de Barcelona. Fundador y director del Laboratorio Gemológico MLLOPIS de Valencia.


Comentarios


Suscríbete para recibir los artículos en tu correo



5 Comentarios

  1. sergio
    marzo 23, 2012 7:49 am

    Buenos días.
    ¿Podrían Vds. informarme si sus servicios están disponibles en la ciudad de Barcelona, y dónde puedo acudir para efectuar la venta de la pieza?.

    Anticipadamente agradecido:
    Sergio G.
    Barcelona

  2. Leonardo Navarro
    diciembre 9, 2013 11:27 pm

    Hola muy buenas tardes, soy nuevo en la joyeria y quisiera saber como puedo tasar coral blanco asiatico, ya que poseo una pieza de unos 20 años traida de china y quisiera trabajarla. Dejo mi mail para respuesta, saluda atte Leonardo Navarro.

  3. Nuria
    junio 22, 2015 9:31 pm

    Una pregunta….estoy buscando un diamante…para sanacion…no importa su pureza y con posibles inclusiones a fin de hacerlo un poco más asequible económicamente ….podrían ayudarme es posible y darme posibilidad de precios…preferible mas tamaño….menos pureza…gracias. Nuria Tarradas

Deja un comentario





 


Comparte en Twitter      


Sitio mantenido por Wordpress Seguro